Jeanine Áñez, presidenta interina de Bolivia. Foto: AFP

Quito, 17 nov. (La Calle).- La Policía Nacional de Bolivia confirmó la fuga de Arturo Murillo, ex ministro de Gobierno, y Luis Fernando López, exministro de Defensa. Ambos personajes formaron parte del gabinete ejecutivo de Jeanine Añez y enfrentaban investigaciones por compras irregulares de gases lacrimógenos.

La institución confirmó, mediante su comandante general Jhonny Aguilera, la fuga de dos exministros del gobierno de facto de Jeanine Añez. Según el representante de la fuerza pública, los exfuncionarios tomaron un vuelo de la Fuerza Aérea Boliviana de Santa Cruz, rumbo a Puerto Suárez. Según Aguilera, los fugitivos tuvieron por destino final las tierras de Brasil y Panamá, donde arribaron hace varios días.

Desde el 17 de noviembre, la Fiscalía General de Bolivia anunció que solicitará a la Interpol la difusión de sello azul. El objetivo de la Fiscalía es facilitar la captura de los exministros Arturo Murillo y Luis Fernando López. 

Antecedentes

El pasado 5 de noviembre, la Fiscalía General de Bolivia emitió órdenes de aprehensión contra los exministros de Gobierno y Defensa del régimen de facto de Jeanine Añez. Las órdenes fueron justificadas por una investigación sobre la compra de gases lacrimógenos con sobreprecios y acusaban a los exministros de “uso indebido de influencias” y “otros delitos”.

La Fiscalía del país andino abrió la causa contra los exfuncionarios del gobierno de facto por denuncias de parlamentarios del Movimiento al Socialismo (MAS). Según los informes del MAS, los exministros suscribieron un contrato con la empresa Bravo Tactical Solucitions, con sede en Estados Unidos. El acuerdo habría permitido la adquisición de bombas lacrimógenas por precios de entre los USD 36 y 39 por unidad. (JEB).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *