Publicidad spot_img spot_img

Apoya a Radio La Calle ($2,00)

Publicidad spot_img

‘Visa Violeta’ no se ha otorgado a comunidad de afganos en Ecuador

Quito, 21 mar (La Calle).- Cerca de 150 afganos buscan traer a Ecuador a sus familiares refugiados del régimen talibán por medio de la ‘visa violeta’, sin embargo existe ‘silencio administrativo’ en la Cancillería del Ecuador.

El Gobierno anunció el 22 de octubre pasado la implementación temporal de una ‘visa violeta’ para refugiados afganos por el retorno de los talibanes. Al tomar su país, muchos ciudadanos afganos escaparon a Ecuador, país con un amplio historial de acogida a refugiados.

No obstante, la comunidad afgana residente en Quito denuncia que no se ha tramitado ningún visado de ese tipo hasta el momento. Más de 200 afganos familiares de esta comunidad, están interesados en obtener esta visa.

Testimonios de afganos

Hasibullah Habib, miembro de la comunidad busca traer parte de su familia paterna que escapó del régimen talibán. Este régimen retomó el dominio de Afganistán desde el 15 de agosto del 2021 y provocó una ola migratoria de personas que huyen de ese país.

Habib reside desde 2015 en Quito y relata que desde el 20 de agosto inició la gestión para ayudar a su familia a venir a Ecuador. El anuncio de ese nuevo visado gestionó de inmediato reuniones con funcionarios de Cancillería para facilitar información de sus familiares y parecía ir todo bien.

Sin embargo, dice que prácticamente tuvo que reiniciar todo el proceso cuando la entidad cambió de autoridades en septiembre de 2021. Esto no significó mayores avances y resalta que sufrió actitudes cuanto menos desinteresadas ante este tema pero también discriminatorias de ciertos funcionarios.

“Me reuní y el funcionario me cuestionó que por qué no regreso a mi país, le dije que tengo el estatus de refugiado y también que lo que está pasando en Afganistán no es culpa del Gobierno ecuatoriano”, narra Habib. También añadió que desde ahí se estancó el proceso.

Hamayon Zarjan también rechaza este silencio de Cancillería. Zarjan migró desde Afganistán y obtuvo la nacionalidad ecuatoriana, hoy menciona que su único anhelo es juntarse con su familia en Ecuador.

Afganistán hoy

Ante este silencio por parte de Cancillería, la comunidad afgana empezó la campaña que pide la habilitación de las “visas violetas” aprobadas a través de acuerdo ministerial. Constantemente mantienen plantones frente al Palacio de Carondelet para visibilizar el problema y obtener apoyo.

Ecuador ‘ofrece ayuda humanitaria a Afganistán’

“Ni yo ni mi familia podemos regresar en Afganistán porque nos quitaron todo los talibanes. No hay camino ni forma de regresar a Afganistán para mi familia, que solo tiene la esperanza de llegar y juntarse conmigo en Ecuador”, son comentarios de afganos en Ecuador que atraviesan la odisea para tramitar ese visado.

De acuerdo a un informe de Naciones Unidas, más de 18 millones de personas en Afganistán necesitan asistencia humanitaria. Estos mismos datos indican que el 75% de los necesitados son mujeres y niños, y que uno de cada tres afganos, pasa hambre.

“La visa violeta es la única opción de salvar a mis hermanos, no estamos seguros si mañana sea tarde para salvarlos. Nosotros no aceptamos el régimen de los talibanes porque no reconocen el derecho humano y somos seres humanos y merecemos dignidad, paz y libertad”, expresa Mohammad Haidari, otro ciudadano afgano residente en Ecuador.

La Visa Violeta

Esta visa fue anunciada en octubre de 2021 como un permiso de estadía por un año para estas personas que no necesite renovación y sin costo. Después de ese plazo, la persona podrá regularizar su situación o moverse a otro país para continuar su proceso migratorio. Los afganos en Ecuador se encuentran preocupados más porque creen que luego de cumplido un año del anuncio esté suspendida y que nadie hay podido aplicar.

Académicos señalan la importancia de este tema ya que el historial de acogida migratoria del Ecuador perpetúan la irregularidad de desplazados en en el país. Hasta antes del conflicto, ciudadanos afganos en general pagaban un impuesto por el requisito de visado desde el 3 de septiembre de 2010, mismo que se encuentra vigente. En el país, 186 afganos han recibido el estatus de refugiados desde 1989 hasta 2021.

En su momento, la Cancillería informó que las Direcciones Zonales del Ministerio de Relaciones Exteriores se encargarían de la recepción y trámite de las solicitudes de afganos que pretendan su ingreso y estadía en Ecuador.

Habib puntualiza que todos los afganos que emigraron a Ecuador, tienen negocios legales remitidos al comercio, tales como restaurantes e importaciones. Señala que salieron adelante y recalca su anhelo de que sus familiares obtengan estas visas ya que no representarían un gasto estatal al ser familiares que cuentan con recursos para albergarlos.

“Nunca en treinta años el Gobierno ecuatoriano nos ha escuchado, ni hemos recibido algún tipo de apoyo, ni lo habíamos pedido. Pero, ahora es diferente hay vidas en peligro y esas personas no escogieron eso. Solo pedimos que otorguen la visa, ya estamos contra el tiempo, nos sentimos burlados por la Cancillería”, asevera Habib.

Publicidad