Publicidad spot_img spot_img

Apoya a Radio La Calle ($2,00)

Publicidad spot_img

“No habrá juicio político contra Lasso”, afirma constitucionalista

Quito, 23 mar (La Calle).- El jurista constitucionalista Romel Jurado aseguró que si la Corte Constitucional (CC) admite la solicitud de juicio político contra el presidente Guillermo Lasso, inmediatamente este solicitará la muerte cruzada porque no tiene la fortaleza ni las condiciones para enfrentar un proceso así.

Jurado comentó, en entrevista para Radio La Calle, que los errores que cometieron los legisladores son de “forma”, por lo tanto, son cosas que pueden ser subsanadas. Además, reiteró que esta decisión la refuerzan los 58 asambleístas que piden esto.

“La CC no tiene la responsabilidad de fijarse en los errores de forma, esta hubiese continuado con el proceso. No había problema en el tratamiento”, mencionó.

Según el jurista, los grandes medios de comunicación y los operadores del Gobierno consideraron que este error podría ser un sustento para “echar abajo al juicio político”.

“Si bajamos el codo a través del aparato mediático y los operados del Gobierno habremos perdido”, indicó.

También indicó que algunos “voceros del Gobierno” pretenden imponer las reglas judiciales sobre las legislativas frente al tiempo que tienen para entregar el documento. Jurado especificó que en las normas de la Asamblea no se establecen tiempos fijos.

“Es el CAL o el Pleno el que tiene la decisión en las etapas legislativas. En ese plazo nunca mencionan que ya el informe se despacha o se rechaza”, apuntó.

El trabajo de la Corte Constitucional

Jurado explicó que la CC tiene el deber de verificar tres cosas en la solitud de juicio político:

  • La constatación de firmas. Es decir, que se haya cumplido con el número necesario;
  • singularizar la infracción. Cuáles son las acusaciones a las que se evocan. En este sentido, serían dos: concusión y peculado por directa o indirecta acción; y,
  • la relación lógica de la conducta de Lasso con los delitos que se le acusan.

En este último punto, los legisladores debieron especificar los hechos. El mandatario publicó el decreto ejecutivo el 18 de agosto en el que ponía en manos de un solo organismo el control de las empresas públicas que es EMCO.

“Aquí el primer enlace, Lasso violó la ley al emitir un decreto que la reformaba. Ningún decreto puede modificar la ley”, dijo.

Después, nombra a Hernán Luque como el presidente de EMCO, a través de otro decreto. “Es decir, todo el control se puso en manos de una persona que no era ajena al presidente. Luque formó parte del Banco de Guayaquil por más de 23 años”, refirió.

Tercero, en 23 febrero de 2022, el jefe de Estado y Luque se reunió por más de 40 veces durante toda su gestión. Además, recalcó que el exgerente de Flopec EP, Johnny Estupiñán ya había advertido a Lasso las irregularidades de Luque en la gestión y decidió no prestarle atención.

“Lasso debe conocer la comisión de delito y entender que desde su puesto tiene el deber de cumplir y hacer cumplir la ley”, refirió.

¿Pero, qué es un juicio político?

Jurado explicó que un juicio político no es un juicio convencional, es decir, no es un juicio penal o civil. En este procesos se realiza un acto de fiscalización en el que se rechaza la actitud del gobernante porque incumplió su labor o tuvo acciones de omisión.

“En este caso, hay unas conductas que indican que el mandatario colobaró en los delitos que se le acusa, que son concusión peculado y es la materia central de la solicitud”, puntualizó. (N.J.C)

Publicidad