«Los grupos de extrema derecha no llegan a los votantes ecuatorianos», analiza consultora política

Quito, 23 mar (La Calle).- Cuatro miembros del grupo de extrema derecha «Tradición y Acción Ecuador» salieron el pasado 19 de marzo a las calles de Cuenca a rechazar el socialismo y el comunismo. De acuerdo con la consultora política, Grace Jiménez, esas acciones son el pan de cada día en Azuay, pero el mensaje no llega a la ciudadanía.

«Ellos son un grupo de cinco personas que representan la extrema derecha que posiciona valores y principios en favor de la privatización, en contra de los derechos humanos de las personas. Habla de una  libertad económica desde el privilegio. Se ha convertido en el pan de todos los días no solo en las calles sino en los medios de comunicación del Azuay», le dijo a Radio La Calle.

De acuerdo con la experta, Azuay es un provincia aparentemente conservadora, pero su voto es progresista. «En Cuenca, que es el 70% de la provincia siempre analiza mucho más a quien elegir y a quien no. Estos grupos no calan en el sentir de los ciudadanos o la gente en general».

Derecha y extrema derecha

«Hay la posibilidad de unirse a Ecuatoriano Unido que es un partido político mucho más enfocado en provida, la religión al estado laico. Sin embargo, el laso de estos grupos con con los grandes grupos de derecha son los que financian estos movimientos», indicó la consultora.

Agregó que «la iglesia siempre ha sido un actor político. Lo que está mal es poner a la iglesia como centro de la sociedad. El Ecuador es un país diverso, pero también un Estado laico que le permite a la gente decidir sobre la vida que quiere llevar».

Jiménez explicó que en las personas que acuden a las urnas estos grupos relacionados a la religión «no generan impacto en la sociedad que vota ya que ellos votan por causas no por ideologías».

Lo último