Lenín Moreno

Quito, 08 ago (La Calle).- En junio de 2019, 3’123.743 ecuatorianos contaba con empleo pleno. Es decir, trabajaban 40 horas a la semana y percibían su remuneración por su horario trabajado, además de contar con seguro social, horas extra y beneficios de ley como décimos. Para junio de 2020, el trabajo pleno cayó a 1’271.333 personas. Es decir, solo en un año, casi dos millones de ecuatorianos perdieron su empleo que les otorgaba beneficios de ley. Esto equivale a que alrededor de dos de cada tres personas vieron precarizado su trabajo.

El anuncio lo dio el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC) en rueda de prensa virtual este sábado 8 de agosto de 2020. En la reunión también participó el ministro de Trabajo Andrés Isch.

Entre las cifras que más llaman la atención es el aumento de personas en el subempleo. Según la encuesta cerrada en junio, las personas en esta categoría suman casi un millón (953.688) de subempleados.

En el tercer año de gobierno de Lenín Moreno (2019-2020), el desempleo creció a casi el 300%. De acuerdo a las cifras, en 2019 habían 366.163 personas desempleadas. En 2020, en cambio, son 1’009.583 personas que no cuentan con empleo.

¿Y las promesas de campaña?

Para 2017, el entonces candidato a la Presidencia por Alianza PAIS, Lenín Moreno, prometía aumentar el empleo en 250.000 nuevos trabajadores al año. Ahora, a inicios del cuarto año de gobierno de Moreno, el país tiene la desazón de conocer que aquella promesa de campaña se tradujo a una realidad inversa.

Este último año de mandato, el país debería esperar llegar al millón de empleos; pero, lo que en realidad pasó, es que ahora las decisiones políticas de Moreno hará que los ecuatorianos tengamos un millón de desempleados.

Nunca sobran las excusas

El ministro de Trabajo, Andrés Isch, no tardó en presentar las excusas sobre la disminución del empleo. En primer lugar, alegó que en toda la región existen también personas que perdieron su empleo. En segundo lugar, culpó a la emergencia sanitaria por Covid-19. «Cuando termine la crisis, habrá un movimiento del subempleo al empleo adecuado», prometió el ministro.

El corte de las cifras de empleo, desempleo y subempleo que presentó el INEC cerraron hasta junio de 2020. Aún resta por considerar a aquellas personas que perdieron sus empleos en los meses de julio y agosto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *