Andrés Arauz y Carlos Rabascall

Quito, 23 sep (La Calle). – El Consejo Nacional Electoral (CNE) tiene la última palabra con respecto a la inscripción del binomio Arauz-Rabascall. Así lo indicó la propia presidenta del Consejo Nacional Electoral, Diana Atamaint.

“Nosotros esperaremos que ellos presenten los documentos de inscripción para tomar una decisión apegados a la ley y la Constitución. Los informes jurídicos nos dirán que se debe hacer. Si se rechaza todo el binomio, se rechaza la precandidatura del vicepresidente. Las medidas de subsanación se darían en ese caso o la descalificación de la candidatura de forma definitiva. Todos esos elementos tendrán una sustentación legal y el Pleno decidirá”, dijo la presidenta del organismo.

Otros caminos para la inscripción

De acuerdo con Carlos Aguinaga, expresidente del Tribunal Contencioso Electoral existirían tres caminos sobre el destino del binomio Arauz-Rabascall. El primero es que se rechace el binomio debido a que Rafael Correa no aceptó la precandidatura de forma personalísima, pero puede apelar al TCE.

No obstante, el expresidente Correa ha manifestado que la forma personalísima no es la forma personal, presencial. De manera que su inscripción a la precandidatura realizada de forma telemática debió ser aceptada.

La segunda opción es que el CNE acepte la inscripción del binomio y un partido político impugne la decisión. El tercer escenario es que se acepte la candidatura y nadie impugne la decisión del CNE, con lo que quedaría en firme la inscripción.

Por el momento, la pagina web del CNE indica la inscripción registrada de Andrés Arauz y Rafael Correa como binomio de UNES (Centro Democrático).

A las calles

Los dirigentes de UNES, coalición en la que se encuentra Centro Democrático han indicado que si no se acepta la candidatura del binomio saldrán a las calles a defender el derecho a la democracia en el país.

La tarde de ayer, la Federación de Indígenas y Campesinos del Ecuador (FEI) realizaron vigilia frente al CNE para exigir una decisión apegada a la ley.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *