Publicidad spot_img spot_img

Apoya a Radio La Calle ($2,00)

Publicidad spot_img

Se denuncia supuesto sobreprecio en compra de chalecos antibalas para la Policía

Quito, 5 jul (La Calle).- El Ministerio del Interior estaría involucrado en un sospechoso proceso de adquisición de chalecos antibalas para la Policía Nacional. La adjudicación ha provocado denuncias de irregularidades y supuesto sobreprecio por USD 9 millones, según una investigación periodística.

El Ministerio del Interior ha otorgado a US Armor Corporation y Point Blank Enterprises INC el contrato para la compra de 51 870 unidades de protección balística, con un valor total de USD 25.744.358. Según el Ministerio, este monto representa un ahorro de más de USD 6 millones en comparación con el presupuesto inicial de USD 32.044.579,40.

US Armor Corporation ha sido adjudicada con la compra de 50 835 chalecos, de los cuales 42 048 son de nivel IIIA y 8 787 son de nivel II, por un valor de USD 23 503 935. Por otro lado, Point Blank Enterprises INC se ha encargado de la adquisición de 1 035 chalecos de nivel IIIA-III, a un precio de USD 2 240 423,10, reporta Radio Pichincha.

Hay una Comisión técnica

Una comisión técnica encargada de la etapa precontractual ha recomendado la elección de la oferta económica más baja. Sin embargo, las otras seis empresas oferentes presentaron montos inferiores por hasta USD 9 millones. Estas denuncias señalan un posible sobreprecio en la adquisición de los chalecos.

Además, se ha revelado que US Armor Corporation presentó su oferta fuera del límite de tiempo establecido, un día después del plazo. Esto ha generado sospechas sobre supuestas irregularidades en el manejo del proceso de licitación.

El medio también pone el ojo en que “uno de los miembros de la comisión técnica, el mayor de Policía Hernán Solís Bartilotti, no firmó el acta de recomendación de adjudicación a las dos empresas estadounidenses”. Este hecho plantea interrogantes sobre la transparencia y la validez de la decisión tomada.

Señalan una “injusticia”

El consorcio Burnham-Santa Bárbara EP, que fue descalificado en el proceso, ha presentado una solicitud de rectificación de la calificación al Ministro del Interior y a los miembros de la Comisión Técnica. Alegan que cumplieron con todos los requisitos y fueron perjudicados de manera injusta.

El documento presentado por el consorcio ha sido enviado a la Fiscalía, la Contraloría, la Procuraduría y el Sercop para su investigación. El consorcio sostiene que su oferta fue verificada por la comisión en la apertura de ofertas y que cumplieron con los requisitos establecidos en el proceso precontractual.

Un proceso difícil

La compra de chalecos antibalas para la Policía Nacional ha sido un proceso lleno de obstáculos y retrasos desde diciembre del año pasado. En un primer intento, las empresas nacionales fueron descalificadas por no cumplir con los requisitos técnicos, lo que siguió denuncias de irregularidades. Luego se convocó a un concurso internacional en el que participaron 23 compañías y consorcios de varios países como Estados Unidos, Turquía, España, México y Colombia.

En resumen, el proceso de compra de chalecos para la Policía Nacional ha estado rodeado de cuestionamientos debido a denuncias de irregularidades, posibles sobreprecios y la participación de empresas descalificadas. Las autoridades competentes deben investigar a fondo estas evidencias para salvar la transparencia y los aparatos en los procesos de adquisición del Estado.

Publicidad