Quito, 29 jul. (Radio La Calle).- El recientemente nombrado canciller del Ecuador, Luis Gallegos  expresó a China su «malestar» por una flota pesquera que ronda las islas Galápagos. La fauna del archipiélago está protegida, por lo que el funcionario solicitó al gobierno de ese país que las 200 embarcaciones se mantengan alejada de la reserva.

 «Hemos hablado con nuestros amigos chinos de que este es un tema que el Ecuador ve con mucho malestar, que su población considera que debe suspenderse», dijo el canciller, Luis Gallegos, en una entrevista con Radio Centro y recogida posteriormente por Diario El Universo  

Hace dos semanas la Marina de Ecuador alertó que una flota pesquera compuesta por unas 260 embarcaciones, en su mayoría de bandera china, navegaba cerca de las Galápagos. Aunque los barcos están en aguas internacionales, fuera de la jurisdicción ecuatoriana, su cercanía inquieta a las autoridades. Patrimonio Natural de la Humanidad, el archipiélago cuenta con reserva marina de 133 000 km2 que cubre a todas sus especies.

«La flota pesquera internacional se encuentra fuera de la zona económica exclusiva y la preocupación está en qué momento pueden penetrar o infiltrarse en la zona económica exclusiva» de Galápagos, precisó el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín, en una entrevista con el canal Teleamazonas.

De su parte, el canciller señaló que el tema de las flotas pesqueras «tiene que entrar en un proceso de negociación entre Ecuador y la China» para que «no se vuelvan a repetir cíclicamente».

«Hemos iniciado ya contactos con Beijing para formular la estructura que tendríamos para una negociación. Confío en que este tema se superará en el futuro porque indudablemente es de interés, no solo para Ecuador, la protección de la heredad de Galápagos y su mar (…) Es una responsabilidad mundial», aseguró Gallegos.

El Fu Yu Leng 999, de flota china, hoy es el Hualcopo y custodia el mar de Ecuador. En 2017, Ecuador capturó dentro de la reserva marina de Galápagos un barco de bandera china con 300 toneladas de fauna marina, incluidas especies de tiburón en peligro de extinción. El presidente ecuatoriano nombró una comisión de alto nivel para atender el tema