Quito, 30 jun, (La Calle).-Entre la ministra de Gobierno, María Paula Romo y la asambleísta Cristina Reyes continúa el fuego cruzado de acusaciones. Ayer, la asambleísta Cristina Reyes publicó en horas de la mañana un video en sus redes sociales, en el que manifiesta  que Romo habría contratado un troll center para hacer daño a su imagen. “Cuando una persona es tóxica, trata de controlarte, intentará controlarte como otra persona te ve”.

Reyes identifica a un usuario, que según su criterio, habría realizado un especial seguimiento a su persona. En otro momento del video tilda de «brillante» a Romo, cuando todo el mundo pensaría que hace referencia a los méritos académicos de la ministra, da un giro y se le escucha: usted es brillante porque le brilla la maldad y la hipocresía.

Se enorgullece de las fotos que puede tomarse con sus simpatizantes y muestra al menos cuatro fotografías, dos de ellas con imágenes directas de niños y niñas a su lado. De acuerdo al   numeral 2 del artículo 52 del Código de la niñez y la adolescencia, “la utilización de niños y niñas o adolescentes en programas o espectáculo de proselitismo político o religioso”.

Lorena Chávez, directora Nacional del Mecanismo de Promoción y Protección de Niños, Niñas y Adolescentes de la Defensoría del Pueblo, recuerda a los sujetos políticos que “se requiere la autorización escrita de los padres para exhibir tales fotos y si es posible, no  exhibir niños en sus campañas es necesario hacerlo”.

 El video termina con la frase: “ser buena y honesta es una virtud que muchas no conocen”, concluye Reyes. El video se encuentra ya en redes sociales, por tal razón lo exhibimos.