Migrantes de Europa rechazan la gestión de Lasso

Quito, 30 oct (La Calle). – Los migrantes de Europa pertenecientes a la Revolución Ciudadana expresaron, a través de una carta, su rechazo a la gestión del presidente Guillermo Lasso y el reciente escándalo de los Pandora Papers.

“El Movimiento Revolución Ciudadana Europa expresa su total rechazo ante las últimas informaciones relacionadas con cuentas Offshore en paraísos fiscales que tendrían como propietario al actual presidente Guillermo Lasso y su círculo personal reveladas y corroboradas por un equipo periodístico a nivel mundial”, dice parte de la misiva.

También increparon las políticas de seguridad del Gobierno. “Actualmente nadie está a salvo en nuestro país, la inseguridad y la delincuencia campan por doquier. Vemos con preocupación que las políticas neoliberales aplicadas desde el primer día por el presidente Lasso no han hecho más que abocarnos a un abismo de conmoción social en nuestro amado Ecuador”.

Finalmente indicaron que “como migrantes levantan otra vez su voz de protesta y exigimos al sr. Lasso por dignidad y respeto a los ecuatorianos que dé explicaciones pertinentes y claras, que renuncie inmediatamente ya que no cuenta con el apoyo del pueblo”.

Rechazo de los migrantes

No es la primera vez que los migrantes muestran su rechazo a Lasso. En Estados Unidos cuando era candidato, los ecuatorianos que residen allí lo esperaron cuando llegó a la sede de CREO en New York para reclamarle por el feriado bancario. “Lasso, devuelve el dinero”, le gritaban.

En el feriado bancario

En el Feriado Bancario de 1999, los ecuatorianos sufrían el desfalco económico más grande de su historia. Este hecho dejó familias rotas por la migración masiva, suicidios y trajo la dolarización al país. El verano de ese año, en cambio, Guillermo Lasso que, en ese tiempo fungía de gerente general del Banco de Guayaquil, vacacionaba 15 días en la playa.

“Recuerdo una época muy dura y difícil en el año 2000. Mis hijos todavía estaban pequeños y yo podía decir: Vengan, entren al auto y llevé a todos a la playa. A pasar 15 días en agosto del 2000 a pensar y reflexionar lo que pasó en el Ecuador en el año 99 con la crisis económica. De alguna manera replantearme la vida mientras mis hijos jugaban tenis. Contraté a un entrenador de tenis allá en la Península y yo reflexionaba mientras miraba el mar. Siempre lo recuerdo con añoranza”.

Lo último