Publicidad spot_img spot_img

Apoya a Radio La Calle ($2,00)

Publicidad spot_img

Luisa Espinoza detenida por presunto delito de pornografía infantil

Quito, 28 feb (La Calle).- La Policía Nacional detuvo a la creadora de contenido para adultos, Luisa Espinoza por la presunta posesión de pornografía infantil. Según los uniformados, la influencer guardaba 10 mil videos sexuales de niños. La detención se realizó la madrugada de este 28 de febrero.

La Fiscalía General del Estado (FGE) y la Policía realizaron cuatro allanamientos en Guayaquil y Daule como parte de la investigación por pornografía infantil. En el operativo apresaron a tres ciudadanos, entre ellos, Espinoza.

En los domicilios, se incautaron dispositivos electrónicos que contenían imágenes explícitas de niños, niñas y adolescentes con contenido sexual.

Sanción por posesión de pornografía infantil

El artículo 103 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) menciona que la pornografía infantil se configura cuando una persona fotografía, filma, graba, produce, transmite o edita materiales visuales, audiovisuales, informáticos o electrónicos “que contenga la representación visual de desnudos o semidesnudos reales o simulados de niñas, niños o adolescentes en actitud sexual”.  Con esto, la influencer podría recibir de 13 a 16 años de prisión.

Comercialización de pornografía

Según el artículo 104 del COIP, la persona que “publicite, compre, posea, porte, transmita, descargue, almacene, importe, exporte o venda, por cualquier medio, para uso personal o para intercambio de pornografía de niños, niñas y adolescentes, será sancionada con pena privativa de libertad de 10 a 13 años”.

En la mira de las autoridades

El pasado 22 de diciembre, La Fiscalía inició una investigación contra Espinoza por el polémico video que realizó junto a estudiantes de un colegio en Guayaquil para subirlo a su página de OnlyFans.

La FGE abrió una investigación previa contra la creadora de contenido y sería procesada por el presunto delito de pornografía infantil. Además, la Unidad Especializada en Género aseguró que se mantienen en constante monitoreo para evitar que los menores sean expuestos.

El video

Espinoza ofrecía caramelos a los jóvenes a cambio de que le toquen sus senos mientras iba en su auto vestida de mamá Noela. La implicada se justificó al decir los estudiantes aparentaban 16 o 17 años y que solo subió una parte del video.

«No hice algo bien, no hice algo correcto. Pero hoy en día, pelados de 15, 14, 13 años de colegio salen drogándose; que solo me hayan cogido las $%&# cuestión de segundos, ya está. Ya fue», indicó para el Extra. (N.J.C)

Publicidad