Publicidad spot_img spot_img

Apoya a Radio La Calle ($2,00)

Publicidad spot_img

La economía del goteo no le sirve a la gente | Opinión

por Marco Flores

El fuerte incremento en el precio de materias primas como el petróleo y en general la inflación global impactando sobre el comercio exterior, son elementos principales que en Ecuador contribuyeron a elevar el crecimiento nominal de las ventas totales como consecuencia de costos de producción y precios finales más altos.

Pero el análisis real muestra que las «colosales» ventas nominales a las que frecuentemente se refiere el ministro de finanzas no reflejan un crecimiento proporcional paralelo en el PIB del año 2022. Es especial y penosamente revelador que luego de 2 años consecutivos, Ecuador sea el único país de la región que no recuperó el nivel de su economía y producción del año 2019, año que con 0,0% de crecimiento correspondió al último antes del colapso que fue perder -7,8% del PIB el 2020.

Las políticas económicas de letal austeridad y corte dramático de inversión pública no permiten un crecimiento económico sostenido, suficiente y compartido. Entre diciembre de 2021 y de 2022 no solo salieron de la población económicamente activa (PEA) 1.245.100 personas, además se produjo un inusitado incremento de 428.142 personas en la población económicamente inactiva (PEI) con resultados asociados a la pobreza, inseguridad y migración de decenas de miles ecuatorianos pobres.

La fuerte concentración de beneficios y posibilidades de progreso que existe en Ecuador no permite su expansión social ni diversificación, agravando la relación inversamente proporcional entre crecimiento y pobreza. Es que la “economía del «goteo» o «trickle down» que impone el gobierno no ha funcionado en país alguno y sus resultados muestran que tampoco funciona en Ecuador porque sus políticas económicas sobre todo están orientadas a favorecer a empresas y personas con sustanciales riquezas e influencia política.

Pero la primera obligación de un gobernante es buscar el bien común y decir la verdad, garantizar a la gente, seguridad social y ciudadana, medio ambiente sano, crecimiento económico con empleo y posibilidades para progresar, vivir y morir con dignidad. Las políticas económicas del «goteo» de arriba hacia abajo no le sirven a la gente, solo vuelven la relación social mucho más inequitativa, vergonzosa, profunda y de largo plazo. Ecuador lleva 6 años «ordenando la casa» y «goteando» los beneficios, pero como dijera Keynes, «en el largo plazo todos estaremos muertos».

Publicidad