Quito, 20 ago (La Calle).- Galápagos entra en su cuarto día de protestas indefinidas y huelga de hambre. Los ciudadanos piden la destitución del ministro del Consejo, Norman Wray por la falta de acciones y apoyo a la reactivación económica de las islas.

“Ya llevamos tres días de paro y lamentablemente ni el Consejo de Gobierno ni la Presidencia. No han atendido nuestro pedido aún. Esto es lo que está pasando en Santa Cruz. Tes días afuera del Consejo de Gobierno y no se han juntado. Son unos inútiles, no hacen nada”, dice una de las habitantes de la isla. “Ya no tenemos plata”, expresa otro ciudadano en el video.

De acuerdo con la Secretaría de Talento Humano, el secretario general de Presidencia colocó como ministra del Consejo de Galápagos subrogante a Mónica Ramos desde el 17 al 21 de agosto. Wray no se ha pronunciado sobre el tema.

Galápagos en problemas

Además del abandono del Estado y sus autoridades, la provincia acumula basura en sus orillas, fruto de los desechos de una inmensa flota pesquera colocada entre los límites de la línea económica exclusiva de las islas. Basura que los mismos pobladores deben limpiar.

“Desde el año 2017, en coordinación con el Parque Nacional Galápagos, clasificamos la basura para poder tener un referente de la cantidad de desechos plásticos en la isla (…) Encontramos de todo, las botellas son las que más se visibilizan, recogimos ocho mil botellas en una semana”, indicó Alberto Andrade.

La presencia de esa flota amenaza la vida marina de las especies que cruzan entre Galápagos y el continente. Sin embargo, el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín dijo que no se puede realizar ninguna acción porque no han violado la soberanía del país. Alrededor de 260 buques pesqueros rondan por los bordes de nuestro territorio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *