Funcionario municipal denigra una obra premiada

Quito, 20 dic (La Calle).- «Ahí hay unos cartones viejos que ganaron USD10.000 y sirven para hacer una fogata justamente». Esas fueron las palabras de Sebastián Sacoto, director de Creatividad, Memoria y Patrimonio de la Secretaría de Cultura del Municipio de Quito y director encargado del Centro Cultural Metropolitano.

El comentario del funcionario aparece en un audio donde se refiere a las quejas sobre el espacio que ocupan las obras del premio Mariano Aguilera en el Centro de Arte Contemporáneo.

«Los cartones» a los que hace referencia Sacoto son una serie de obras llamadas «Regeneración Urbana» del artista guayaquileño Juan Pablo Toral, quien ganó el Mariano Aguilera en 2004. El premio es considerado el más importante del arte en Ecuador y se entrega desde 1917.

Toral explicó a un medio que su obra eran en efecto unos cartones que reflejaban la silueta de los mendigos guayaquileños que en ellas dormían. Toral los llevo al Parque Centenario a realizarse unas fotos y la serie de cartones se convirtió en una crítica y denuncia a la desbordante mendicidad que aquejaba a la «Perla del Pacífico».

“Desde que recibí el premio hubo bastante polémica, pero los expertos y los críticos la han catalogado como una pieza que marcó un antes y un después en el arte contemporáneo del país. Como bien dice este funcionario, son cartones que sirven para una fogata, pero también es una obra que 16 años después sigue activando debates y reflexiones”, dijo Toral en una entrevista.

Darles en la trompa a la Fundación Museos

En los audios, Sacoto también habló sobre su intención de destronar a la Fundación Museos, una columna importante para el mantenimiento de los museos de la Capital.

«Como director de Creatividad, Memoria y Patrimonio; yo apunto lo mismo que cuando comenzamos, yo quiero darle en la trompa a la Fundación Museos y yo quiero destronar a la Fundación Museos y eso se logra con un Centro Cultural Metropolitano (CCM) fortalecido. Eso es lo que voy a pelear y eso es lo que yo quiero», dijo

El funcionario agregó «Si se municipaliza la Fundación Museos, pues que pena. Yo quiero restregarles en la cara todo lo que nosotros hemos venido haciendo y logrando sin recursos, sin quejarnos, sin estar llorándole a nadie», dijo.

Sacoto se defendió y le dijo al El Comercio que “lo que estaba haciendo era una arenga porque hemos pasado una etapa larga, compleja y de muchísimo trabajo y están un poco fundidos. La idea era arengarlos para poder meter ñeque. Estrictamente, lo que quiere decir esta frase de darles en la trompa es gestión”.

Lo último