(Entrevista)-“Ecuador debió ser el primero en defender la existencia de la UNASUR”

Quito, 6 de jun, (La Calle).-Ahora retirado, el embajador Fernando Yépez pueda dar una declaración “política” sobre lo ocurrido con los procesos de integración en América Latina, en especial la UNASUR, cuya seda está abandonada en la parroquia de San Antonio, provincia de Pichincha.

¿En quién recae la responsabilidad sobre el abandono del edificio de la UNASUR?

Evidentemente la responsabilidad es del gobierno anterior. No solamente se cometió la barbaridad de no seguir con la política integracionista, sino que se abandonó ese moderno edificio.

¿Cómo fue el mantenimiento del edificio cuando estuvo a cargo de Cancillería?

Hasta 2017, el mantenimiento fue optimo, Unasur funcionó con regularidad. Recuerdo muy bien, cuando fue sede de otros eventos, como la Cumbre del CELAC en 2016.

Fue subutilizado…

No lo puedo atestiguar, pues mi experiencia fue muy positiva. Se trataba de un inmueble de categoría para un proceso como el de Unasur. Es inconcebible lo que ocurrió: los procesos políticos tienen contratiempos y dependen de los momentos. Al primer problema, Ecuador decidió abandonar la idea de la integración. Pongamos el caso de la Unión Europea, no es posible pensar que Bruselas decida ahora dejar abandonado por cualquier motivo los edificios construidos: es la capital de la Comunidad Europea. Quito, en cambio, no defendió un proceso tan importante como es la integración regional

Tampoco los otros países han reclamado…

Ecuador tenía que jugar un papel preponderante en la defensa de UNASUR, era la sede, el anfitrión. Ecuador debía defender ese avance. Antes le mencionaba, lo de la Unión Europea, pero aquí en América Latina, existen también procesos exitosos en el tiempo, como es la Comunidad Andina de Naciones, (CAN) que han tenido una serie de avatares y contratiempos que han durado a pesar de los avatares, lo de fondo es la integración.

Explíquelo…

La concertación política, es decir la integración, nos habría servido de mucho durante la pandemia, pero todo se ha perdido por el odio político.

Ojalá las cosas cambien. Estoy seguro del compromiso integracionista del nuevo canciller Mauricio Montalvo, ya que Ecuador asumirá el 1 de julio, la presidencia de la Comunidad Andina de Naciones.

Lo último