Caso del Defensor cambia de rumbo: Fiscal investiga a Falconí por los USD 47.000

Quito, 01 sept (La Calle). – En el contexto del juicio político contra el defensor del Pueblo, Freddy Carrión, aparecieron pruebas que indicarían un presunto delito por parte del exministro de Salud, Mauro Falconí. Así lo indica en su comparecencia a la Comisión de Fiscalización la fiscal General del Estado, Diana Salazar.

De acuerdo con Salazar, el dinero que se encontraba en el departamento de Falconí aparece como evidencia en un delito de peculado relacionado con pruebas rápidas de COVID-19. “El delito es por peculado y tiene relación con un contrato por pruebas rápidas del ARCSA en esa investigación figura como evidencia ese dinero (USD 47.000)”.

Al ser una investigación previa, la Fiscal no respondió si ese dinero estaría relacionado a la compra de pruebas por parte del Municipio de Quito. Un proceso en el que está implicado el alcalde de la Capital, Jorge Yunda.

Ante la pregunta del asambleísta Ricardo Vanegas sobre por qué no se apresó a los dueños del dinero encontrado, la funcionaria indicó que «Fiscalía encontró el dinero. El delito de peculado, por el que se investiga el caso, no se trata como una flagrancia».

Otras versiones

Entre los argumentos que presentó Priscila Schenetti, esposa del defensor Carrión está el testimonio escrito de su esposo sobre las reuniones que mantuvo con el exministro de Salud.

Dijo que acudió con su escolta al edificio, mientras Falconí se quedó esperando en el parqueadero. “Conversamos sobre los lotes de vacunas desaparecidos. En ese caso estaría involucrada la vicepresidenta y también una persona cercana al expresidente”. Falconí le habría informado de la lista de vacunados VIP en el anterior gobierno.

De acuerdo con Schettini, el asambleísta Ricardo Vanegas tergiversó la información de los USD 47.000 encontrados en el departamento de Falconí. “Rechazo las declaraciones de Ricardo Vanegas sobre que los USD 47.000 iban a ser entregados a Freddy Carrión. […] Yo ya denuncié la existencia de los USD 47.000 y quien quería retirar el dinero: la prima de la supuesta víctima (esposa de Falconí)”, dijo.

Lo último