Quito, 04 sep (La Calle). – Desde hace tres años, los habitantes del cantón Rumiñahui pagaron montos ilegales en el servicio de agua potable. La razón: una resolución del Concejo Municipal que modificó el pago.

Sin embargo, el único camino para suprimir o modificar tarifas es mediante Ordenanza Municipal. De manera que los cobros de la empresa de agua potable son ilegales.

El concejal Cristian Coronel afirmó que alcalde del cantón, Wilfrido Carrera, no detuvo los cobros excesivos. Además, se desconoce la inversión de los montos recaudados por concepto de agua potable.

Solicitud a la Corte

El concejal solicitó a la Corte Nacional de Justicia una acción de ilegalidad a la resolución del Concejo Municipal sobre el cambio en el costo de la tarifa del agua.

«La crisis económica, producto de la emergencia sanitaria ha evidenciado aún más la necesidad imperiosa de tomar acciones concretas. En caso de que la petición sea favorable, se solicita volver a las tarifas de 2017”, dijo Coronel.

También indicó que esta solicitud forma parte de su trabajo fiscalizador en el cumplimiento de soluciones concretas a los problemas que afectan los bolsillos de la gente. Llamó a los dirigentes barriales, padres de familia, amas de casa, obrero y todos los que no pudieron pagar el agua a estar atentos al pronunciamiento de la Corte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *