Golpe de Estado. Los militares reprimen a los manifestantes en el centro de Quito,. Foto: OC/La Calle

Quito, 31 ago (La Calle). El abogado del asambleísta Eliceo Azuero, Harrison Salcedo, denunció que la Fiscal General del Estado, Diana Salazar, el presidente de la Asamblea Nacional, César Litardo, el asambleísta José Serrano y otros personajes, se reunieron en octubre en la casa de Litardo para planificar un golpe de Estado aprovechando la movilización indígena que tuvo lugar ese mes.

De acuerdo a la información que entrega el jurista, la reunión habría tenido lugar en octubre de 2019, en el edificio Bristol, en la torre 3, en el departamento 907; lugar de residencia del presidente de la legislatura. «Le invitaron a una reunión para proponerle que sea parte de un golpe de Estado en las asonadas de octubre”, denunció Salcedo.

“¿Quién vive ahí? El presidente de la Asamblea Nacional [César] Litardo. ¿Quiénes comparecieron a esa reunión? La Fiscal General Diana Salazar, la más alta representatividad del Consejo de la Judicatura, el Contralor [Carlos] Polit, el propio Litardo, el asambleísta José Serrano, entre otras personalidades”, agregó.

Según Salcedo, quien también orquesta toda esta trama es Santiago Cuesta Caputi, “en una enemistad manifiesta, directa, contra María Paula Romo y el grupo de los ministros que le siguen fielmente”.

Reparto de los hospitales

Salcedo también denunció que su defendido posee información sobre la trama de corrupción en el reparto de los hospitales en el país. «Por eso existen presiones para dejarlo en indefensión.

“Mi defendido tiene mucha información al respecto de toda esta organización que planteó desde la Asamblea y los más altos poderes del Estado sobre la repartición de las cuotas políticas (…) Esta pugna lo que produce es la denuncia del reparto de los hospitales y la entrada de corrupción que se sigue develando”, dijo el abogado.

Finalmente, dijo que su trabajo está bajo riesgo y que ha recibido amenazas que podrían incluir un proceso penal en su contra. “Quieren silenciarme, quieren dejar sin defensa a mis clientes”, dijo.

Así mismo dijo: “Yo no soy político. Soy un abogado que está tratando de que se haga la justicia a través del derecho. [La justicia] se está ensombreciendo porque los mismos que investigan están vinculados a la trama de este caso del asambleísta Mendoza”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *